Deshidratación infantil: factores de riesgo

Te mostramos todos los factores de riesgo de la deshidratación infantil, para que estés alerta en esas situaciones y no falte el líquido para prevenirla. Buen día mis estimados lectores, el día de hoy terminaremos de complementar la información acerca de la deshidratación infantil y hablaremos de los factores de riesgo, es decir, en qué situaciones los niños y bebés están más propensos a padecerla.

Deshidratación infantil

Factores de riesgo de la deshidratación infantil:

Fiebre: cada vez que tu niño tenga fiebre dale abundantes líquidos. Lo que sucede es que cuando a una persona le da fiebre tiende a sudar mucho, lo que causa pérdidas grandes de líquidos en el organismo que por supuesto tienen que ser repuestos. Si es que además de fiebre tiene algún otro síntoma o molestia consúltalo con tu médico.

Calentamiento corporal: tan sólo estar expuesto al sol, realizar actividades físicas desgastantes o estar en una habitación cerrada sin hacer nada producen una gran pérdida de líquidos.

Diarreas y vómitos: cuando los niños, especialmente ellos, contraen algún virus o adquieren alguna enfermedad sus principales síntomas son las diarreas y los vómitos, que ocasionan más pérdida de líquidos de la que se ha ingerido, es por eso que en estas ocasiones se requieren de líquidos especiales como los electrolitos. Cuando lo consultes con tu médico él podrá recomendarte los adecuados para tu niño.

Dificultades para beber y comer: cuando el niño tiene algún malestar en la garganta o tiene aftas o heridas dentro de la cavidad bucal dejan de comer y de beber líquidos, por lo cual primero se trata de controlar el dolor para que puedan tomar agua con tranquilidad. Bueno mis queridos amigos, eso fue todo por el día de hoy, espero que toda la información que le hemos venido dando acerca de la deshidratación infantil haya sido de ayuda, cuídense mucho y nos vemos en la siguiente oportunidad, chau.

Consulta o Comenta