El Alcoholismo

Te enseñamos de una manera rápida y sencilla en qué consiste el alcoholismo y cuál es el tratamiento de esta enfermedad. Hola mis queridos lectores, espero que estén teniendo un fabuloso día. Hoy vamos a hablar sobre una enfermedad muy dura y difícil de llevar, estamos hablando del alcoholismo, que es una enfermedad que no sólo constituye al paciente, sino a sus familiares y a todas las personas que lo rodean, puesto que se requiere del apoyo y colaboración de todos para poder salir con éxito de esta fatídica enfermedad que es la causante de muchas otras afecciones, sobretodo de las que están relacionadas con el hígado.

El alcoholismo

El alcohol actúa en forma insidiosa. Comienza provocando sensaciones agradables, pero rápidamente aparecen trastornos que, a la larga, pueden desencadenar enfermedades graves. Esta mayor necesidad de alcohol está ligada al acostumbramiento del hígado (este órgano aprende a eliminar el alcohol cada vez más rápido) y de las células nerviosas, que, con las mismas dosis, reaccionan cada vez menos al estímulo del alcohol.

Causas del alcoholismo:

Aparentemente el alcoholismo tiene una base química y un componente psicológico, pero no se sabe por qué algunas personas pueden consumir alcohol sin hacerse adictas y otras no. Las investigaciones parecen indicar que hay personas genéticamente dispuestas. Su predisposición bioquímica se activa bebiendo, por lo cual tarde o temprano caen en la dependencia.

Síntomas:

  • Tolerancia de los efectos del alcohol.
  • Incapacidad de interrumpir o reducir el consumo de alcohol.
  • Dar excusas para beber.
  • Episodios de violencia o de lagunas frecuentes.
  • Deterioro en las relaciones sociales y familiares, así como las responsabilidades laborales.

Tratamiento:

El alcoholismo

Sólo una vez que el alcohólico ha tomado conciencia de su estado puede iniciarse una cura de desintoxicación. Esta se lleva a cabo en dos etapas. Se inicia una fase de privación, que se hace más llevadera gracias a la administración de tranquilizantes, seguida de una psicoterapia, destinada a instaurar una abstinencia permanente. La mayoría de las personas con una dependencia del alcohol acceden al tratamiento bajo presión de otros.

Prevención:

Hasta que las causas primarias del alcoholismo sean descubiertas, el problema no puede ser prevenido. De todas formas, los programas educativos a los niños y adolescentes y a sus familiares pueden ser de gran utilidad. Los hábitos sociales correctos son fundamentales para la prevención de su abuso. Si quiere ayudar a algún familiar o amigo a dejar el alcohol pida ayuda en los centros sanitarios y en las asociaciones de ex alcohólicos, ellos sabrán qué hacer. Eso fue todo por el día de hoy mis estimados lectores, espero que les haya sido de mucha ayuda la información acerca del alcoholismo, cuídense mucho y hasta la siguiente oportunidad.

Consulta o Comenta