Las várices en el embarazo: formas de prevenirlas y disminuir sus efectos

Las várices en el embarazo son muy frecuentes en la mayoría de mujeres gestantes y hoy hablaremos acerca de su prevención y tratamiento. Antes de enlistar las cosas que podemos hacer para que estas fastidiosas inflamaciones dentro de nuestras venas cesen, debemos saber que además las várices puedes complicarse con otras enfermedades, como por ejemplo con la trombosis que viene a ser un coágulo dentro de las venas que puede caer o no en alguna infección.

Para ustedes, amigas gestantes, lo mejor es que desde el inicio de su embarazo contribuyan a que las várices ni si quiera se asomen, pero cabe recalcar que en algunos casos los antecedentes de familia que tenga el mismo problema puede primar, pero a pesar de esto podemos disminuir su impacto así que lo que les recomendaremos no tiene pierde.

Las várices en el embarazo

¿Cómo prevenimos o disminuimos sus efectos?

– El exceso de peso nunca ha sido favorable para una mujer embarazada y en este caso tenerlo aumenta el riesgo de que las várices aparezcan.

– Las medias especiales tipo panty son una gran ayuda, ya que estas por su naturaleza ajustan lo suficiente para dejar descansar muy bien a nuestras piernas.

No es recomendable estar sentada o para por mucho tiempo, es decir, cambiemos de posición constantemente, cosa que se hará un poco más dificultoso para la madre conforme vaya avanzando el embarazo. Para cuando la barriga ya se nota o comience a pesarte, aproximadamente a los 6 meses, lo más recomendable es que camines varias veces por día y eleves tus pies y los bajes continuamente para ayudar con la circulación.

No utilices tacones, yo creo que unos tacones bajos de 3 estarían muy bien si la ocasión lo merece, de lo contrario unas ballerinas son lo más adecuado.

La exposición directa al sol es negativa porque el sol dilata las venas, cosa que lleva a la aparición de las várices.

Camina por lo menos de 10 a 30 minutos diarios, esto será muy beneficioso para ti, además de crear un buen hábito.

Eso fue todo por hoy mis queridos amigos, espero que la información que les he brindado acerca de las várices en el embarazo haya sido de ayuda para ustedes, cuídense bastante y hasta la próxima.

Consulta o Comenta