Natación en el embarazo: ¿puedo practicarla?

Muchas madres gestantes se preguntan si es que pueden practicar la natación en el embarazo y la respuesta es un contundente ¡sí! Ustedes saben que la natación es un gran deporte, que afianza la respiración y en muchos casos ha ayudado a enfermos de asma a curarse completamente, además que es un ejercicio que impone disciplina y es muy favorable para todos.

Las mujeres embarazadas por su propia situación temen practicar ciertos deportes, a menos que ellas ya lo hayan venido haciendo desde mucho antes de quedar embarazadas. Pero déjenme decirles queridas amigas, que si quieren hacer deporte con sus pancitas, el mejor deporte que pueden escoger es la natación, es el deporte más seguro y ahora te diremos por qué.

Natación en el embarazo

Es probable que ustedes ya hayan estado antes en una piscina, si bien no nadando al menos flotando un rato o pasando un buen momento, pues bien, han tenido que darse cuenta que cuando están metidas dentro del agua los movimientos que hacemos son lentos y suaves, parece que no pesáramos ¡nada! Es por esto que es adecuado para las mujeres gestantes, porque no es nada brusco ni que nos haga hacer movimientos violentos.

¿Qué otros beneficios tiene?

Natación en el embarazo

Gracias a varios estudios se ha comprobado que la natación ayuda a fortalecer y tonificar los músculos, ayuda a la respiración, que es una cosa bien importante durante el proceso de parto y disminuye notablemente los dolores de espalda que suelen aparecer porque el peso de la barriga te lleva hacia adelante.

¿Debo tener cuidado?

Evidentemente la respuesta es que sí. Pero no te preocupes, que no es nada difícil de cumplir. De preferencia no te zambullas bajo el agua, y esto por varios motivos: puedes resbalarte, el impacto directo en tu barriga no es muy recomendable y debes procurar no estar cerca de personas que se zambullan, puedes chocar y golpearte bajo el agua.

¿Puedo ir a cualquier piscina?

Natación en el embarazo

Claro que puedes hacerlo, pero de preferencia anda a sitios en donde sepas que hay cursos para mujeres embarazadas o que tienen un especialista en el asunto. Puedes también pedirle a tu médico asesoramiento con el tema o que te derive a un especialista y hacerlo en tu propia casa, no existe pretexto para que las mujeres practiquen la natación en el embarazo.

Consulta o Comenta