Trombosis en el embarazo: aprende a prevenirla

Para hablar de la trombosis en el embarazo, primero debemos saber qué es la trombosis venosa y como es que esta se manifiesta para luego explicarles que complicación trae consigue durante el periodo de gestación. Se le denomina trombosis al coágulo de sangre que se forma dentro de una vena y produce una inflamación de la misma. Esto se produce con mucha mayor frecuencia en las embarazadas por los cambios hormonales que conllevar a un proceso de coagulación mucho más rápido, además de presentar con un descenso en la fluidez de la sangre por las extremidades inferiores.
En otras ocasiones, si es que la madre tiene várices también padecerá de trombosis, al igual si es que esta tiene obesidad o ya es mayor de 30 años y ha tenido más de 3 hijos anteriormente.

Síntomas de la trombosis en el embarazo

Si es que la madre padece de esta complicación se podrá notar en las piernas una especie de mancha roja que atravesa la línea de la vena, que presentará dolor y una coloración un tanto pálida de toda la extremidad. Claro está que existen síntomas secundarios que también son muy frecuentes si es que la madre tiene esta enfermedad, como son por ejemplo las fiebres o dolores en el tórax y ciertas dificultades para respirar. Si esto sucede debes acudir de emergencia al hospital más cercano.
Trombosis en el embarazo

Tratamiento

Claro está que el tratamiento lo decide cada especialista, pero usualmente este recomienda elevar las piernas y utilizar un tipo de media panti elastizada que comprime las piernas y ayuda con la circulación. Cabe recalcar que si tienen los síntomas o ya se les ha detectado esta enfermedad acudan al especialista cuanto antes, la trombosis en el embarazo puede traer más complicaciones como que el coágulo avance y se instale en el pulmón causando una embolia pulmonar.

Prevención

Lo mejor para prevenir esta enfermedad es que si te han mandado reposo o descanso trates siempre de mantener tus piernas en movimiento de cuando en cuando, con movimientos lentos que mejoran la circulación y cuando te acuestes coloques una almohada debajo de tus pies, esto ayudará a la circulación.

Flexionar las piernas y hacer formas circulares con los pies y subir y bajar las piernas lentamente una por una será muy beneficioso y evitará que te de una trombosis en el embarazo.

Consulta o Comenta