Uñas del bebé: la importancia de reconocerlas

Créanlo o no las uñas del bebé están llenas de información de la salud de este, por lo cual, así suene exagerado debemos de estar al tanto de sus cambios. No sé si se habrán dado cuenta de que las uñas de los bebés crecen muy rápido. Esto se debe al consumo constante de leche, sobretodo de leche materna.

El hecho de que sea un bebé no quiere decir que vamos a descuidar sus uñas, en realidad, ellas son una gran fuente de información y observarlas con detenimiento cada vez que vamos a cortárselas no está demás.

Uñas del bebé

No todos los aspectos de uñas diferentes indican que tu bebé está padeciendo por algo. Por ejemplo, si tu bebé tiene muchas capas de uña y estas se notan es algo completamente normal y no está relacionado con algún problema de salud.

Hay casos en el que las uñas del bebé se presentan con una serie de huequitos en la superficie, que a simple vista da la impresión de que fuera un hongo, pero no es así, eso quiere decir indica cambios de las células epidérmicas, una cuestión congénita que no tiene nada de malo.

En otros casos, las uñas del pequeño toman un color amarillento y se tornan muy gruesas. En este caso es muy recomendable avisarle al médico en la siguiente cita o visita que tengas con él pues podría tratarse de una enfermedad autoinmune, que quiere decir, que es provocada por el mismo sistema.

Si es que las uñas del niño tienen alguna especie de mancha marrón o morada, es símbolo de que se ha golpeado con alguna superficie y esto ha dejado una especie de moretón que se irá disolviendo con el paso del tiempo.

Tengan cuidado cuando estas se rompen con mucha facilidad, pues un desgaste y falta de hierro en el organismo podría afectar en la salud del bebé y las uñas débiles son símbolo de ello. Eso fue todo por el día de hoy mis queridos amigos, espero que tomen las recomendaciones que les hemos dado respecto a las uñas del bebé, cuídense mucho y hasta pronto.

Consulta o Comenta