Yoga en el embarazo: ¡muy recomendable!

El yoga en el embarazo es una actividad muy recomendable para las mujeres gestantes, pues no sólo ayuda a generar la elasticidad que se necesita para el momento del parto, sino que ayuda a controlar la respiración y logramos una conexión con nosotras mismas y nuestro bebé, lo que ayuda a interiorizar lo que es una nueva vida y a estar tranquilas cuando el esperado momento llegue.

Para ampliar nuestro conocimiento debemos saber que el yoga es una práctica que proviene de la India y es por eso que trabaja mucho con el espíritu y el ser interior de la persona que lo practica.

Yoga en el embarazo

El aturdimiento y el estrés durante el embarazo se siente al instante, y es que asimilarlo y comenzar a aceptarlo es un cuanto difícil para las mujeres, sobretodo cuando se trata de madres primerizas, es por eso que el yoga ayuda bastante en este proceso.

Los cambios también se notan con mucha facilidad, no sólo los físicos sino también los hormonales y emocionales. La sensibilidad es grande en algunos casos y en otros la dureza también lo es. Es por los cambios físicos que el yoga en el embarazo debe hacerse en compañía de un especialista. Hoy en día casi todos los centros de maternidad dictan este tipo de clases, y créanme que serán muy beneficiosas para ustedes.

Además, las posturas y clases de respiración que enseñan en el yoga ayudan a aliviar los “síntomas del embarazo”, ya que ayudan a fortalecer a la madre. Cuando el momento ya está cerca las clases de yoga se convierten en clases de posturas para poder aliviar los dolores del parto, trabajan la relajación y el nerviosismo del momento.

Espero que se animen a practicar el yoga en el embarazo y así aprendan a tener el control sobre su cuerpo y a conectarse con la vida que llevan en el interior. Cuídense mucho y hasta pronto.

Consulta o Comenta